Logística de última milla; cómo convertirla en una fortaleza y no en un revés

La última milla, definida como el movimiento de artículos desde un centro de abastecimiento hasta el destino de entrega final, es probablemente la etapa más desafiante, costosa y tecnológicamente deficiente del proceso de entrega. Pero a medida que más y más consumidores utilizan el comercio electrónico para realizar pedidos, la logística tiene que avanzar para hacer del último kilómetro una fortaleza y no un revés.

La forma en que ejecutes en esta fase tendrá un gran impacto, ya que será la única impresión que dejarás en tus clientes.

Los costos de entrega de la última milla no solo constituyen una parte sustancial del flete total, sino que la mayoría de las redes de entrega no están diseñadas para manejar la creciente demanda de los clientes de un servicio de “guante blanco” puerta a puerta. Los clientes ahora realizan compras con la expectativa de que su experiencia de envío sea rápida y barata, con actualizaciones constantes.

Lo que muchas empresas no se dan cuenta es que la última milla puede y debe aprovecharse para su beneficio. La última milla de entrega brinda una oportunidad única de brillar.

Brindar una amplia gama de servicios adicionales para satisfacer al cliente, esto puede incluir la fabricación de cajas personalizadas, instalación especializada, retiro de residuos, entre otros.

Cumplir con el nivel de servicio esperado a través de profesionalismo, seguridad y dedicación es esencial para la conservación de la relación con el cliente.

Gestionar las expectativas de los consumidores siempre ha sido uno de los retos del sector logístico. Comprender la demanda de los consumidores y estar preparado para adaptarse como empresa es primordial en la expansión de la última milla.

La introducción de tecnología en una industria que se ha centrado principalmente en las operaciones puede conducir a una comunicación más clara entre compradores y vendedores, una experiencia más receptiva y personalizada para el cliente y un proceso más optimizado para la cadena de suministro. Los transportistas especializados con tecnología permiten al vendedor cumplir con las elevadas expectativas que ha fomentado la industria del comercio electrónico.

Las tácticas para crear soluciones exitosas y viables para la logística de la última milla requieren lo mismo: que las empresas prioricen la eficiencia y la flexibilidad.

Todas las estrategias deben de utilizarse de forma inteligente, se trata de dar el servicio adecuado a “cada tipo de cliente”, debemos tener capacidad de aplicarlas todas ellas en paralelo ya que ninguna de ellas soluciona el problema en su totalidad, pero su aplicación conjunta si puede llevarnos a conseguirlo.

Lo que antes era algo que la mayoría consideraba un inconveniente, ahora se ha convertido en un terreno fértil para la innovación en el servicio y el transporte.

Gaston Greco escribe para deLogística

Síguenos en Facebook:  delogística

Síguenos en LinkedIn:    deLogística

Síguenos en Instagram: delogistica

Síguenos en Twitter: delogistica_

imagen: shutterstock

3 Shares:
Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

You May Also Like