7 leyes para una alianza de éxito en su Cadena de Suministro

Con el fin de aumentar la eficiencia de toda la cadena de suministro, las empresas modernas se basan en fomentar relaciones fuertes y estrechas con sus socios comerciales. En este artículo, se presentará el concepto básico de alianzas en las cadenas de suministro, junto con los factores críticos de éxito.

Concepto básico

En el artículo titulado “Alianzas cadena de suministro, la retórica y la realidad” por Fawcett en el 2005, las alianzas se pueden clasificar de la siguiente manera:

1) Relación transaccional (sin relación formal)

2) Alianza básica (un cierto nivel de confianza y comunicación abierta)

3) Alianza Operacional (comunicación constante acerca de la capacidad y los problemas de demanda/oferta)

4) Alianza de Negocios (cada parte depende de sus productos especializados / servicios de la otra parte)

5) Alianza Estratégica (compromiso a largo plazo, los recursos que comparten)

Formación de Alianza

Una alianza es una decisión estratégica, pero generalmente está formada por la alta dirección con proveedores existentes. A pesar de que hay algunos métodos de análisis para apoyar la formación de alianzas, las alianzas en cadenas de suministro parecen comenzar, naturalmente, como las relaciones humanas.

Para reforzar el éxito de las alianzas, las empresas adoptan los principios que pueden ayudar a navegar a través de todo el ciclo de vida de la alianza. Para proporcionar el panorama general, la esencia del artículo “reglas simples para hacer alianzas de trabajo” por Hughes y Weiss (2007) se presenta de la siguiente manera:

1) Evitar la reacción instintiva: no formar alianzas basadas en acciones de sus competidores. Las alianzas deben formarse sobre la base de intereses mutuos, beneficios u objetivos comunes.

2) Centrarse más en la forma de trabajar juntos: contratos muy estrictos terminan matando la relación.

3) Vigile el progreso de la alianza: cuando una empresa tiene que hacer una inversión en ciertos recursos, tienden a centrarse en un objetivo financiero o un retorno de la inversión. Para lograr todo el potencial de las alianzas, las empresas deben seguir el progreso alianza como la cantidad y calidad del intercambio de información, ideas de negocios, la velocidad de la toma de decisiones de cada parte y los comentarios de los miembros del equipo.

4) Fíjese en las diferencias: si nos fijamos en las “diferencias” en el lado positivo, usted encontrará que proporcionan una muy buena oportunidad para que su empresa se diferencie de sus socios.

5) Fomentar la interacción no formal: como se mencionó anteriormente, la alianza crece de la misma manera que la relación humana. Así, la interacción no formal puede ser la oportunidad de conocer el lado personal que conducirá a la mente abierta.

6) Maneje sus grupos de interés internos: nunca muestre los desacuerdos internos frente a sus socios.

7) Planifique su estrategia de salida: algunos tipos de alianzas son “proyectos”, por ejemplo, el desarrollo de nuevos productos o la tecnología de cambio. La salida, en este caso, significa que se ha alcanzado el objetivo de la alianza. En el caso de ciertas alianzas, no se representan los beneficios mutuos y terminar en buenos términos es la manera correcta de hacerlo.

En conclusión, las alianzas representan el lado “suave” de la gestión de la cadena de suministro, es más arte que ciencia. Un plan de negocios sólido con un contrato detallado puede no ser la respuesta final, ¿está de acuerdo?

Colaboración de Guido Secco para deLogística

Síguenos en Facebook:  delogística

Síguenos en LinkedIn:    deLogística

Síguenos en Instagram: delogistica

25 Shares:
Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

You May Also Like
Leer Más

Nace Hub DLG

Este jueves 30 de enero realizamos el lanzamiento oficial de la red de empresas Hub de Logística (Hub…